Integrando a la Mujer en la Economía de la Disrupción

11/06/2018

 

Es increíble que ya han pasado cinco años desde que inicié el camino de integrar a la mujer en la economía de la innovación. En el 2013 tomé la decisión de poder transmitir todo lo que está pasando en Silicon Valley a las mujeres haciéndolas vivir en carne propia, lo que yo viví allá, haciéndolas sentir una experiencia profunda con personas y organizaciones claves de su ecosistema de innovación. Hoy en el 2018 estas mujeres están en la toma de decisiones y muchas de ellas lideran las conversaciones en innovación y emprendimiento en Chile...Muchas organizaciones han surgido a partir de este movimiento que comencé a forjar y hoy miro hacia atrás y me siento feliz de que en el 2018 las mujeres están cada día conquistando este espacio.

 

Las tecnologías exponenciales están transformando los negocios del siglo XXI y, en los últimos 10 años, ha surgido una explosión de innovaciones que están provocando transformaciones importantes en los modelos económicos y en la sociedad. Las denominadas empresas unicornios han logrado en menos de 10 años obtener una valorización mayor a un billón de dólares con equipos de trabajo más pequeños, ágiles y globales. Ejemplos de ello son Facebook, UBER, Square, CoinBase, Netflix, entre otras.

 

 

¿Cómo se explica este fenómeno?

 

Desde el punto de vista del concepto de disrupción, los principales competidores de una industria no están en su propia industria sino que en otras. ¿Cómo es posible que el principal competidor de Blockbuster haya sido una empresa digital como Netflix? ¿Cómo se explica que el principal competidor del retail tradicional sea una empresa digital como Amazon? ¿Cómo se explica que la industria del arriendo de videos, teniendo la posibilidad de adquirir, invertir o hacer un joint venture con una startup no lo haya hecho desde una perspectiva de negocio porque no lo vio como oportunidad? Los competidores vienen de industrias que aparentemente parecen no estar conectadas al core del negocio. Las tecnologías exponenciales como el Big Data y la Inteligencia artificial están transformando los modelos de negocios actuales de industrias tradicionales como la banca. ¿Cómo es posible que el impulsor del Fintech, Mark Dorsey, fundador de Square, un sistema de pago digital, no haya venido de la industria financiera? Con Square, Dorsey fue uno de los gatilladores de una nueva industria con más de 1000 empresas en el mundo, que han levantado en total cerca de USD$105 billones de dólares en financiamiento y con una valorización de USD$ 867 billones, generando miles de nuevos empleos que no existían hace 10 años.

 

Ahora bien, hasta el momento sólo he mencionado a innovadores y no a mujeres innovadoras. ¿Dónde están las mujeres generadoras de transformaciones económicas y sociales del siglo XXI? ¿Qué ejemplos existen de líderes que hoy estén realizando una disrupción de los mercados a través de empresas unicornios? Julia Hartz, fundadora de Eventbrite, destacada ticketera digital que está desplazando de forma exponencial a las empresas de venta de entradas y tickets, es un ejemplo de cómo el identificar una necesidad latente del mercado y resolver un problema puntual a un cliente con un producto fácil de usar, con foco en el usuario, puede transformar un negocio en una plataforma donde se generan más 1,5 billones de transacciones anuales.

 

 

 

 

¿Cuál es la situación de las mujeres innovadoras en Chile?

 

En el 2013 creé HER GLOBAL IMPACT, una Academia de Innovadoras en STEM (Ciencia, Tecnología, Matemáticas e ingeniería), con el propósito de integrar a la mujer en la economía de la innovación y desarrollar a la nueva generación de creadoras de las empresas del futuro de Chile y América Latina. La mujer ingresó a la fuerza laboral durante la Revolución Industrial, sin embargo no fuimos parte de su diseño estratégico. Hoy en pleno siglo XXI tenemos la posibilidad de liderar la revolución digital y crear nuestras propias reglas del juego, desde el diseño de un Directorio hasta el tipo de modelo de empresa y cultura organizacional que queremos desarrollar, no hay límites. En HER GLOBAL IMPACT Buscamos educar y potenciar a mujeres, impulsándolas a descubrir el potencial que no saben que tienen, y tenemos la convicción de que la mujer es una fuente generadora de negocios innovadores que transformarán la economía y la sociedad. Es por ello que es nuestra responsabilidad integrarla a la Ola digital.

 

Antonia Tapia, ganadora de la cuarta edición de HER GLOBAL IMPACT, creó Koreplast, un sistema alternativo de embalaje en base a algas que se desintegra en 10 días y que no utiliza agua. Este producto, que hoy no existe en el mercado, y que tampoco cuenta con las maquinarias necesarias para ser producido de forma masiva en el mercado, tiene un propósito de transformación masivo que puede cambiar completamente una industria en el futuro, y salió de un proceso de aprendizaje de metodologías de innovación y networking de 40 horas.

 

 

Otro caso digno de destacar es el de Amanda Céspedes, fundadora de Daeki, emprendimiento biotecnológico que permite diagnosticar enfermedades crónicas solo con saliva. La idea la llevó a representar a Chile en el Foro Impact2 World Award.

 

 

En el 2017, Banco Estado, bajo el liderazgo de Jesica López, desarrolló un nuevo modelo de negocio que integra a otras organizaciones del Estado en su red de valor Caja Vecina, que hoy no sólo opera como una sucursal del banco al alcance de todos, sino que también ofrece los servicios de venta de bono de Fonasa. A mis ojos, esto es un tremendo ejemplo de cómo una organización tradicional está repensando su negocio y buscando fuentes alternativas para multiplicarlos, repensándose a sí misma para no ser sujeto de disrupción….

 

Por último, los dejo con una pregunta para reflexionar; ¿Cuál es tu posición? ¿Ser un provocador o un reactor a la disrupción? Debemos tener siempre presente que para provocar un cambio importante y que genere impacto en la sociedad, debemos comenzar por transformarnos nosotros mismos…

Please reload

Entradas recientes
Please reload

  • Twitter Social Icon
  • LinkedIn Social Icon

© 2018 Bárbara Silva